La cebolla es mala para los perros

La cebolla es mala para los perros

Cuánta cebolla puede matar a un perro

Se acercan las vacaciones y es un momento emocionante para cocinar y reunirse con los seres queridos. El inconveniente: Toda esa deliciosa comida puede acabar también en el estómago de su perro, y ciertas verduras y plantas como la cebolla pueden suponer una amenaza para su salud. Vamos a analizar por qué las cebollas, en particular, son tóxicas para las mascotas.

Las cebollas (Allium cepa) son un miembro del género vegetal Allium; otros miembros de este género son los puerros, el cebollino y el ajo. Esta verdura, ya sea cocinada, cruda, como condimento o mezclada con la comida, puede ser tóxica para su mascota en dosis suficientemente altas.

Las especies de plantas Allium tienen un compuesto organosulfurado que provoca una serie de reacciones oxidativas que sobrecargan las propiedades antioxidantes de los glóbulos rojos de su perro. Esto puede cambiar la forma de los glóbulos rojos de su perro y conducir a la formación del cuerpo de Heinz. Estos cambios dan lugar a glóbulos rojos poco saludables y frágiles que pueden romperse.

Cuando los glóbulos rojos se rompen, no se puede transportar tanto oxígeno a los tejidos de su perro. Esta afección, también conocida como anemia, puede hacer que su perro parezca y se sienta muy cansado porque no recibe la energía y el oxígeno necesarios para utilizar eficazmente sus órganos y músculos.

Signos de intoxicación por cebolla en los perros

Quizá le sorprenda saber cuánta cebolla consumimos los humanos a diario. La cebolla y la cebolla en polvo se añaden a un gran número de recetas, desde sopas hasta salsas, y esta versátil hortaliza es conocida por aportar un sabor inolvidable a los platos. La inclusión de la cebolla como ingrediente en tantas cosas ha hecho que muchos padres de mascotas se detengan y se pregunten «¿pueden los perros comer cebolla o alimentos que la contengan?»

No, los perros no deben comer cebollas. Estas verduras contienen un compuesto llamado disulfuro de N-propilo que es muy tóxico para los perros. Este compuesto puede causar la descomposición y eventual destrucción de los glóbulos rojos y provocar anemia. En casos extremos, la intoxicación por cebolla puede ser mortal para los perros.

El efecto tóxico de la cebolla depende de la cantidad que coma el perro y de su tamaño. Según el American Kennel Club, 100 g de cebolla por cada 20 kg de peso de un perro pueden provocar efectos tóxicos. Esto significa que sólo una cantidad relativamente pequeña de cebolla puede ser mortal para un perro pequeño. Para estar seguros, recomendamos no dar nada de cebolla a ningún perro.

Mi perro se comió un aro de cebolla

Hay muchos alimentos que no son digeribles para nuestros perros y la cebolla es uno de ellos. Las cebollas contienen tiosulfato, una sustancia nociva si sus mascotas las ingieren, ya que su organismo es incapaz de descomponer esa sustancia química. El tiosulfato, si se ingiere, ataca los glóbulos rojos de su perro y puede provocar una anemia hemolítica. Otro compuesto nocivo que contienen las cebollas es el organosulfuro, un veneno que absorben sus vías digestivas. Si sus perros comen cebollas con regularidad, la toxicidad se acumula y el daño puede llevar a la pérdida de la vida de su mascota. Todas las cebollas son tóxicas para su perro. No asuma que si están totalmente cocidas, o crudas, o frescas del jardín, o en un polvo de cebolla, pasta o sal que es saludable – no lo es – no importa la forma. Incluso los alimentos para bebés contienen trazas de extractos de cebolla como saborizante y esto puede causar daño a su mascota. Guarde las cebollas en el cajón de las verduras del frigorífico o en un armario cerrado. Aleja la tentación y no pongas las cebollas en una cesta colgante. ¿Cómo puede saber si su perro ha comido alguna -o demasiada- cebolla? Después de descartar otras posibles sustancias tóxicas, he aquí los signos de que su mascota ha comido cebollas:

Cuánto ajo es tóxico para los perros

Los perros con toxicosis por especies de allium desarrollan anemia hemolítica. Normalmente, la aparición se retrasa varios días, pero grandes dosis pueden causar síntomas de anemia tan sólo un día después de la ingestión.  También pueden aparecer vómitos, diarrea y molestias gastrointestinales. La dosis tóxica suele ser de 15 a 30 gramos por kilo de peso del perro, es decir, alrededor del 0,5% del peso corporal. Todos los tipos de allium pueden causar esta toxicidad, pero el ajo es el más concentrado y, por tanto, el más peligroso para los perros. Los productos secos, en polvo y cocinados son tan tóxicos como los frescos y crudos. A medida que la afección progresa, la médula ósea generará nuevos glóbulos rojos y la anemia pasará, siempre que no se produzca una nueva exposición. Es posible que haya que tratar las dosis altas con una transfusión de sangre para evitar niveles fatalmente bajos de eritrocitos.Las cebollas, el ajo y otros miembros de la familia allium pueden ser tóxicos para los perros. Esto se denomina toxicosis por especies de allium, o toxicidad por cebolla. Los signos pueden tardar varios días en manifestarse. Los planes de bienestar reembolsan las facturas del veterinarioAprenda másEnvenenamiento por cebolla Costo promedioDe 61 cotizaciones que van de $500 a $3,000Costo promedio$950Protéjase y proteja a su mascota. Compare los mejores planes de seguro para mascotas.Síntomas de envenenamiento por cebolla en perrosEstos signos podrían indicar que su perro ha comido cebollas o ajo.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad